Se suma un nuevo punto de control para proteger la Reserva Marina de Galápagos

Desde hoy empieza a operar la base flotante “Tiburón Martillo”, instalada en un sitio estratégico del archipiélago, como nuevo punto de control y vigilancia de la Reserva Marina de Galápagos.

Esta base tiene el soporte de una lancha rápida «Sea Ranger» para inspeccionar las actividades que realizan los diferentes usuarios de las áreas protegidas y verificar el cumplimiento de sus respectivas autorizaciones.

La base flotante cuenta con la presencia permanente de dos guardaparques y un funcionario de la Armada del Ecuador, personal que se mantendrá en relevos.


 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *