El Parque Nacional Galápagos celebra sus 61 años como la primera área protegida del país

El Parque Nacional Galápagos, declarado en 1959 como la primera área protegida del país por su alto valor ecosistémico, este 4 de julio celebró sus 61 años de creación. Con sus 7.970 kilómetros cuadrados de área terrestres y 138.000 kilómetros cuadrados de su reserva marina, Galápagos alberga más de 7 mil especies endémicas y nativas.

Las islas, declaradas como Primer Patrimonio Natural de la Humanidad de la Unesco, son un referente mundial en materia de la aplicación de un modelo de gestión en el que el ser humano convive de forma armónica con la naturaleza, es por tal motivo que es considerado como uno de los archipiélagos volcánicos mejor conservados del mundo, pues el 95% de las especies originalmente registradas, se mantienen en un buen estado de conservación.

Es por ello que, en el Centro Miguel Cifuentes, en el cantón Santa Cruz, las autoridades locales, guardaparques y ciudadanía celebraron al Parque Nacional Galápagos con la entrega de reconocimientos a 60 guardaparques por su destacada gestión para la conservación del Parque Nacional y la Reserva Marina de Galápagos.

Paulo Proaño, ministro del Ambiente y Agua (e), reconoció que para “el Ministerio del Ambiente y Agua será una prioridad de gestión el trabajo coordinado con las comunidades locales, a quienes agradecemos estar siempre vigilantes de las acciones que emprendemos, como verdaderos guardianes de sus recursos. Una comunidad involucrada en las decisiones de su futuro, es una sociedad saludable”.

En su intervención, Danny Rueda, director del Parque Nacional Galápagos, señaló que “el mayor ejemplo del compromiso de trabajo en las islas es el más reciente hito de la restauración ecológica de la isla Española y el cierre del Programa de reproducción y crianza de la especie Chelonoidis hoodensis, que incluyó el retorno del grupo original de tortugas de la isla, incluido el emblemático Diego, que fue liberado en su hábitat natural, tras décadas de reproducirse en cautiverio”.

Además, destacó que la labor institucional permitió que “la UNESCO amplíe la extensión de la reserva de biosfera de 772 mil a 14,6 millones de hectáreas, o el cambio de nombre de Reserva de Biosfera Archipiélago de Colón a Reserva de Biosfera Galápagos”, agregó.

Al finalizar esta ceremonia se realizó un homenaje póstumo, en el que las autoridades y compañeros recordaron a la guardaparque Jenny Geddes, que falleció hace pocos meses.

Otros resultados de gestión

-20,8 toneladas de basura de las costas insulares fueron retiradas en entre el años 2019 y lo que va del 2020.
-Científicos de Galapagos Conservancy y guardaparques realizaron una expedición en volcán Wolf y localizaron 30 tortugas con linaje parcial de las especies extintas de las islas Floreana y Pinta. Estas tortugas se integran al programa de reproducción en cautiverio.


 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *